tipos de restaurantes - maquinaria de hosteleria - equipamiento hostelería

¿Pensando en abrir un restaurante?. Clasificación

Continuando con el artículo ¿Pensando en abrir un restaurante?. Conoce los tipos de restaurantes de hace unos días, y tal como prometimos, hoy os traemos la clasificación de los restaurantes. Al igual que sucede con los hoteles, los restaurantes también reciben una clasificación que se fundament¡a en varios conceptos como son: las instalaciones del restaurante, los servicios que ofrece, su menú, entre otros, siendo el servicio de camareros el criteria que mas se valora. La mayoría de las comunidades autónomas cuentan con esta clasificación y sus exigencias para clasificar los restaurantes no varían demasiado, por ello os recomendamos que examinéis las normas de vuestra comunidad. Con tantos parámetros a tener en cuenta es importante conocer los detalles fundamentales de clasificación de los restaurantes a nivel internacional:

Restaurantes de lujo (cinco tenedores)

En este tipo de restaurantes, la organización debe ser eficaz, con normas y procedimientos bien marcados. En estos restaurantes la decoración suele constar de generalmente de maderas muy finas, las mesas y las sillas deben estar acordes a la decoración; alfombras de muy buena calidad, la música debe ser suave, las luces deben ser graduables y el aire acondicionado debe ser controlado por termostato. En cuanto a los alimentos y bebidas tienes que ser obligatoriamente de la más alta calidad, la higiene debe reinar en todas las áreas y el personal debe estar perfectamente uniformado.

El restaurante en este caso deberá de contar al menos con:

  • Entrada para los clientes independiente de la del personal de servicio.
  • Guardarropa y vestíbulo o sala de espera.
  • Comedor con superficie adecuada a su capacidad.
  • Teléfono en cabinas aisladas y teléfono inalámbrico para el servicio al cliente.
  • Aire acondicionado.
  • Servicios sanitarios con instalaciones de lujo, independientes para damas y caballeros.
  • Decoración en armonía con el rango del establecimiento.
  • Accesorios diversos: Carros para flamear, mesas auxiliares, cubrefuentes.
  • Cocina equipada con almacén, bodega, cámara frigorífica, despensa, oficina, hornos, gratinador, parrilla para pescados y carnes, fregaderos, extractores de humos y olores.
  • Carta con variedad de platos de la cocina nacional e internacional y carta de vinos amplia modificada periódicamente.
  • Cubertería de acero inoxidable o de plata.

Restaurantes de primera (cuatro tenedores)

Los restaurantes de primera, también son conocidos como full service, se diferencia de los restaurantes de lujo porque su estrategia de venta es diferente, ofrece alimentos a la carta o en menú que puede presenta de 5 a 7 diferentes tiempos de servicio y cuenta con una variedad limitada de bebidas alcohólicas. Mientras los restaurantes de cinco tenedores son muy exclusivos, los de cuatro son un poco más comunes y son los que normalmente conocemos como un ‘buen restaurante’. Este tipo de restaurantes deberá contar al menos con:

  • Entrada para los clientes independiente de la del personal.
  • Sala de espera.
  • Teléfono inalámbrico.
  • Comedor con superficie adecuada a su capacidad.
  • Aire acondicionado, calefacción y refrigeración.
  • Mobiliario y decoración de primera calidad.
  • Servicios sanitarios independientes para damas y caballeros.
  • Cocina con cámara frigorífica separada para pescados y carnes, horno, despensa, almacén, bodega, fregaderos y ventilación exterior.
  • Personal de servicio debidamente uniformado.
  • Cubertería de acero inoxidable.

Restaurantes de segunda (tres tenedores)

Los restaurantes de segunda o también conocidos como restaurante turístico, se distingue de los dos anteriores porque no tiene un acceso especial para los empleados y proveedores, utilizando la misma que los clientes pero en horarios diferenciados. El espacio de servicio es más restringido, su carta cuenta sólo con seis tiempos: entremeses, sopas y cremas, verduras, huevos o pastas, especialidades de pescado, especialidades de carnes y postres, dulces, helados o fruta. Los restaurantes de segunda deberán de contar al menos con:

  • Entrada para los clientes independiente de la del persona de servicio.
  • Guardarropa.
  • Teléfono inalámbrico para el servicio al cliente.
  • Comedor con superficie adecuada a su capacidad.
  • Mobiliario de calidad.
  • Servicios sanitarios independientes para damas (incluye niños) y caballeros.
  • Cocina con cámara frigorífica, despensa, almacén, fregaderos, ventilación al exterior.
  • Carta en consonancia con la categoría del establecimiento.
  • Personal de servicio debidamente uniformado.
  • Cubertería de acero inoxidable.

Restaurantes de tercera (dos tenedores)

En los restaurantes de tercera sólo se necesita tener insumos resistentes sin necesidad de ser lujosos. La entrada es compartida por clientes y personal, necesita tener baños para hombres y para mujeres. Este sería considerado como un restaurante promedio, sin los lujos de restaurantes más finos, pero manteniendo una buena presentación y precios mucho más accesibles. Los principales requisitos son:

  • Comedor con superficie adecuada a su capacidad.
  • Teléfono inalámbrico.
  • Mobiliario adecuado.
  • Cubertería inoxidable, vajilla de loza o vidrio, cristalería sencilla y mantelería con servilletas de tela o papel.
  • Servicios sanitarios independientes para damas y caballeros.
  • Cocina con fregadero con agua caliente, cámara frigorífica o nevera, despensa y extractor de humos.
  • Personal de servicio uniformado al menos con chaqueta blanca.
  • Carta sencilla.

Restaurantes de cuarta (un tenedor)

Este tipo de restaurantes deberá tener separado el comedor de la cocina. Sólo ofrece un menú sencillo con al menos cuatro entradas. Vajilla, cristalería y mantelería sencillos, limpios y resistentes. Los meseros no necesitan estar uniformados, sólo muy bien aseados. Esta es la clase de establecimiento más común y fácil de encontrar, ya que la funcionalidad y accesibilidad es la prioridad, sin que pese tanto el lujo o la presentación. Los principales requisitos son:

  • Comedor independiente de la cocina.
  • Cubertería inoxidable, vajilla de loza y vidrio, cristalería sencilla, servilletas de tela o papel.
  • Servicios sanitarios decorosos.
  • Personal perfectamente aseado.
  • Carta sencilla.

Esperamos que esta pequeña guía os sea útil a la hora de tomar decisiones en la apertura o mejora de vuestro restaurante. Y recordad, si necesitais asesoramiento en Coolvi estaremos encantados de ayudaros. Disponemos de maquinaria para hostelería y mucha experiencia

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *